Cómo hacer mantequilla de maní casera

Imagen de Flupu
Enviado por: Flupu

Seguramente la habrás visto, o al menos la habrás escuchado nombrar, hasta el cansancio en muchas películas y series norteamericanas, pues en Estados Unidos les encanta. Pero, ¿alguna vez tuviste la oportunidad de probarla? Estoy hablando de la mantequilla de maní, claro.

En ElGranChef te planteamos el desafío de hacer mantequilla de maní casera para que puedas disfrutarla cuando quieras, de la manera que quieras. Quizás creas que lleva mucho trabajo, pero la verdad es que es una receta rápida y simple: te llevará menos de 10 minutos. ¡Y te encantará!

Yo la he preparado en más de una ocasión y se ha convertido en el acompañamiento infaltable de las tostadas en el desayuno. También se puede usar como base para hacer galletas y bocaditos.

Ingredientes:

(Para 1 y 1/2 taza)

  • 1 taza de maní (cacahuetes) tostado sin cáscara y sin sal
  • 1 1/2 a 3 cucharadas de aceite de maní
  • 1/2 cucharadita de sal
  • Azúcar al gusto

Preparación:

La clave para preparar mantequilla de maní es tener un procesador de alimentos o una licuadora para trabajos fuertes.

Mezcla los ingredientes, con apenas algo de aceite de maní para que la preparación resulte suave, en el procesador de alimentos. Recuerda que puedes usar maní sin sal y agregarle la sal en este paso, o bien omitir la sal en todo momento. Añade el azúcar a tu gusto.

Una vez que nos quedó una preparación bien integrada y cremosa, nuestra mantequilla de maní ya quedó pronta. Puedes agregarle maní picado por encima.

Guárdala en en un recipiente hermético dentro del refrigerador. Tienes aproximadamente 2 semanas para consumirla.

¡Que disfrutes tu mantequilla de maní casera! Con ella ahora puedes hacer recetas riquísimas como el cheesecake con mantequilla de maní.

Artículos recomendados