Galletitas de naranja

Imagen de Maria Florencia Diaz
Enviado por: Maria Florencia Diaz

¿Han probado realizar alguna vez galletitas de naranja?

Hoy les propongo una receta muy simple, con todos los detalles para lograr unas galletas crocantes, riquísimas y sabrosas, del sabor cítrico que más les guste. Son deliciosas para acompañar el café o para preparar y regalar en bolsitas en alguna fecha especial.

¡No dejen de probarlas porque son muy fáciles, llevan poco tiempo y realmente vale la pena hacerlas!

Ingredientes:

  • Harina leudante  1 taza  (o la misma cantidad de harina 0000  + 1 cda de polvo de hornear)
  • Azúcar común   1/2 taza
  • Mantequilla    100 g
  • Huevo   1
  • Ralladura de 1 naranja (o del sabor cítrico elegido)

Preparación:

Comenzamos batiendo la mantequilla blanda, casi derretida, con el azúcar.

Cuando hayamos formado una pasta homogénea y cremosa, agregamos la ralladura de naranja.

Pueden rallar la fruta con un rallador, o bien con un elemento como el que se ve en la foto que es un Microplane. Este utensilio cumple la misma función que un rallador, pero se utiliza para cosas pequeñas, por ejemplo, ralladuras en pastelería. Es muy filoso y permite extraer la parte de la piel que nosotros queremos: sólo la cáscara superficial y no el sector más blancuzco y amargo.

Ahora agregamos un huevo y seguimos batiendo.

Luego agregamos la harina de una sola vez y, con la ayuda de un cornet o espátula, integramos los ingredientes para formar una masa de textura blanda.

La masa obtenida debe ser como esta. Debemos intentar no trabajarla con las manos para no ablandar su textura y como consecuencia tener que agregar harina para llegar a la consistencia deseada.

Llevamos a la heladera 1 hora por lo menos, para que la mantequilla vuelva a enfriarse y la masa se pueda estirar.

Estiramos la masa fría sobre la mesada levemente enharinada. El grosor de las galletas debería ser delgado. El cortante utilizado en este caso fue de 5 cm, pero ustedes pueden adaptar la medida según su necesidad, más grande o más chica.

Las acomodamos en una placa, separadas entre sí para que durante la cocción -que se inflarán- no se peguen las unas con las otras.

Es importante que el horno esté fuerte y que no las llevemos más de 10 minutos a cocción. Solamente esperamos a que se doren los bordes para retirarlas.

Es súper importante retirar las galletas de la placa apenas salen del horno, cuando están bien calientes. Este paso lo haremos ayudándonos con alguna espátula rígida que nos permita levantar las galletas con facilidad y trasladarlas a una rejilla rápidamente. Este es el secreto para que las cookies de naranja se vuelvan crocantes. Cuando las levanten de la placa seguramente notarán que las cookies parecen ser blanditas y se doblan fácilmente, aunque esto no significa que estén crudas, ¡no las dejen de más en el horno esperando que se vuelvan más duras!

Ahora sí... ¡nuetras crocantes galletitas de naranja están listas! Sólo esperaremos unos minutos para que se enfríen y ya están listas para consumir. Si su intención es guardarlas para comer en otro momento, pueden empaquetarlas en bolsas de polipropileno, para regalar o para mandarles a los chicos al cole, o bien, guardarlas en alguna lata o frasco al resguardo de la humedad para que no se ablanden y pierdan su textura crocante.

Recuerden que pueden adaptar estas cookies según su necesidad, variando su tamaño o su sabor. Para hacerlas de chocolate o café reemplazaremos el 10% de la harina utilizada por el ingrediente elegido. También podemos sustituir la naranja por limón, mandarina, etc. o mezclar varios sabores cítricos en una misma masa. Si somos más simples, retiramos la ralladura y colocamos un poquito de esencia de vainilla.

Lo único que no recomiendo es variar su forma, dado que suelen deformarse un poco en el horno, entonces realizar estrellas, corazones u otras formas será en vano, dado que éstas no se conservarán despues de su cocción.

Esta receta rinde aproximadamente 25 unidades.

Espero les haya gustado esta receta y recuerden que pueden realizarnos todas las consultas que quieran que serán respondidas a la brevedad.

Si son fanáticos de las cookies, pero se quedaron sin manteca en la heladera, visiten cookies de choco y almendras. En el caso que los sabores cítricos sean su sabor preferido para este tipo de preparaciones, vean las masitas de limón caseras.

Pero si son adictos al chocolate o a las decoraciones con glasée, estoy segura que la receta de galletitas de masa sablee de chocolate es la indicada.

¡Que las disfruten!

Artículos recomendados