Cómo curar un orzuelo

Imagen de Lucia Vazquez
Enviado por: Lucia Vazquez

Un orzuelo es un bulto rojo y doloroso en la línea de las pestañas superiores o inferiores, que si bien suele desaparecer por sí solo y carece de riesgos, es bastante molesto y doloroso. Se produce por una infección en una de las glándulas sebáceas. ¿Sabes cómo curar un orzuelo de forma natural? Si no es así, no dudes en seguir leyendo para aprender todos los trucos necesarios para aliviar el dolor.

Recomendaciones a la hora de tratar un orzuelo

Los orzuelos son algo común, afectan a personas de ambos sexos y a cualquier edad; aunque aquellas personas que tienen ciertas enfermedades crónicas -diabetes, seborrea- suelen tener más probabilidades de padecerlos. También aquellas personas que tienen más grasas o son más susceptibles al estrés.

La mayoría de los orzuelos no necesitarán tratamiento médico y desaparecerán por sí solos. Lo que sí podemos hacer es colocar una compresa o toalla caliente, e incluso una bolsita de té sobre la zona por entre 10 o 15 minutos, de 4 a 6 veces al día. De esta forma, aceleramos el proceso de ruptura y desaparición. Ten en cuenta que los orzuelos jamás deben ser presionados o drenados, ya que esto puede empeorar la situación. Solo un médico puede llevar a cabo un correcto drenaje, en caso de que él lo considere necesario.

Es importante destacar que no debemos utilizar ni lentes de contacto ni maquillaje durante el tiempo que tengamos el orzuelo.

Evitar un orzuelo

Aunque no lo creas, se puede evitar la aparición de orzuelos mediante una buen higiene -especialmente a la hora de lavarse las manos-, así como también otros tipos de infecciones.

Tampoco debemos compartir cosméticos ni cualquier pincel que se utilice en la zona de los ojos y mantener todo esto bien limpio y cuidado. Si el maquillaje es viejo o se ha contaminado por cualquier razón, debemos eliminarlo. Es especialmente importante que las mujeres mantengan la limpieza y el orden de sus cosméticos. Y lógicamente, no debemos tocar todo el tiempo nuestros ojos y alrededores, ya que podemos llevar virus y bacterias a la zona y generar o empeorar la situación.

Acude inmediatamente a un médico si notas que el calor no ayuda a disminuir el tamaño del orzuelo, el dolor no se fue en dos días o el párpado está peor. Sin embargo, lo más probable es que te sean útiles estos trucos para curar un orzuelo. ¿Conoces algún otro truco para curar un orzuelo?

Artículos recomendados